Zenón de Citio, el fundador del Estoicismo

Zenón de Citio vivió del año 336 al 264 a. C, fue el fundador del estoicismo. El era un rico comerciante de la ciudad de Citio, que estaba en la isla de Chipre. Perdió todos sus bienes en un naufragio, a partir de ese trágico episodio de su vida estudió filosofía en Atenas con diferentes maestros hasta que desarrolló la escuela filosófica estoica.

Su base para tal filosofía fue la moral de los filósofos cínicos, ponía énfasis en el bien racional que se obtenía a través de una vida virtuosa es decir acorde a la naturaleza. Fue junto con el escepticismo y el epicureísmo una de las 3 ramas principales de la filosofía que surgieron en el siglo IV a. C. a finales del período helenístico.

Debemos señalar que después de la muerte de Alejandro Magno todo este mundo helénico se dividió en diferentes imperios y hubo una crisis dentro del mundo griego, a partir de esa crisis fue que surgieron estas corrientes filosóficas, entre ellas el estoicismo.

También fue muy importante durante el período imperial de roma entre los siglos II antes de cristo al II después de cristo. Todo esto como ya dijimos en el contexto de una inestabilidad general, estas corrientes filosóficas buscaron encontrarle el sentido a la vida. En la actualidad sus principios generales tienen mucha vigencia entre distintas corrientes de estilo de vida.

El nombre estoicismo proviene de la palabra griega “Stoa” que era el portal o la galería donde enseñaba su fundador.

Zenón de Citio fue a su vez discípulo de Polemon y Crates de Tebas. Zenón, como habíamos dicho anteriormente fue un comerciante como su padre y a los 45 años fundó la escuela estoica. Se ha pensado que proviene de fenicia o tiene un origen fenicio, su pensamiento toma elementos de Heráclito, de la escuela cínica, de platón y de Aristóteles, combate sobre todo la escuela contrincante de su tiempo que de la escuela de Epicuro.

Zenón y sus discípulos Cleantes y sobre todo Crisipo, fueron los 3 miembros principales del primer período del estoicismo. De Zenón se decía en su época que no tenía reservas en dar sus lecciones a gente de la más baja clase social, asimismo tenía relación amistosa con el rey Antígeno II Gonatas de Macedonia que lo invitaba a sus banquetes reales pese al carácter no dado a los placeres del filósofo.

Dice Plutarco, el historiador, que Zenón sólo deseaba al igual que Cleantes y Crisipo una vida tranquila aunque fuera lejos de su padre dando discursos y lecciones. Por su cualidad de extranjero nunca pudo dedicarse a la política en Atenas aunque sí recomendaba esta actividad. Según otro historiador llamado Numencio, éste relata que Zenón tuvo una fuerte polémica con otro filósofo llamado Arcesilao, que fue el fundador de la academia media, pero éste era una academia que venía del platonismo y a través de esta querella llegaron ambos a lanzarse fuertes insultos e injurias.

De los escritos de Zenón se conservan sólo fragmentos, algunos historiadores sostienen que terminó voluntariamente con su vida en el año 264 a. C.

Algunas de las características del estoicismo son las siguientes; No constituye un sistema filosófico sino una filosofía de vida, a partir de su concepción del universo propone prácticas de la vida cotidiana para lograr la felicidad, el estoicismo considera que el camino hacia la felicidad consiste en ejercitar la virtud a través de la conciencia, la persona que es libre es feliz y si está sujeta a su voluntad se liberará a través de la razón.

Los estoicos consideran que el universo es un organismo vivo con un alma racional, esta razón universal y divina llamada el logos participa de todo lo que existe y permite explicar todos, cada situación incluso aquellas que puedan parecer negativas para una persona tienen una explicación en el orden del logos ya que cada elemento particular se funde en un orden cósmico del que participamos todos.

A través de estas concepciones hay elementos del estoicismo que se pueden encontrar el cristianismo e incluso en el budismo. Debemos señalar que a través de la influencia del imperio de Alejandro Magno hay zonas de la India donde fueron colonizadas por Alejandro y se desarrolló un tipo de budismo específico del cual también hubo una implicación de todos estos elementos filosóficos.

La inteligencia para el estoicismo de cada persona es una partícula de la razón universal, por lo tanto todas las personas son iguales entre sí, como todas las personas participan de la racionalidad del logos el modo de alcanzar la felicidad es vivir en sintonía con esa razón que gobierna el universo. Lo único que las personas pueden hacer realizar los eventos del mundo es controlar su propio modo de enfrentar las cosas, en eso consiste la libertad humana en el modo de enfrentar los acontecimientos que de todos modos van a suceder porque son decisión del logos.

El modo estoico de vida consiste en vivir en armonía con la naturaleza, o sea vivir de acuerdo con la propia naturaleza que en los humanos es ser social y racional, por lo tanto el estoicismo aboga por el uso de la razón para mejorar la vida social aceptando lo que depare el destino porque este que es una manifestación de los designios de la razón universal. Es de suma importancia el aspecto ético sobre todos los demás, la función de la ética según los estoicos es mostrar a las personas el camino para alcanzar la felicidad.

Los estoicos dividen las emociones en 2 categorías: las negativas como el miedo o el odio y las positivas como el amor y la alegría. Tratan de eliminar las negativas y desarrollar las positivas en un proceso de construcción del carácter hacia la virtud, así también buscan dominar las pasiones y deseos para lograr la ataraxia o la imperturbabilidad.

Leave a Comment