Los excesos del emperador Heliogábalo

La adolescencia no es fácil para nadie, convivir con adolescentes requiere una buena dosis de paciencia, a veces ni ellos mismos se aguantan, pero qué hacer si tú emperador es uno.

Marco Aurelio Antonino Augusto, mejor conocido como Heliogábalo, fue emperador a los 14 años, literalmente un puberto. Gobernó del 218 al 222 año en el que fue asesinado. No es difícil adivinar por qué tuvo tan trágico destino, Heliogábalo fue un emperador ruin, perverso, excéntrico, desequilibrado. Su gobierno comenzó mal, pues fue irrespetuoso con las tradiciones religiosas, él era un sacerdote del dios El-Gabal, de ahí su nombre.

El dios El-Gabal

El-Gabal, era una deidad oriental asociada con el sol, esto resultó chocante para los romanos occidentales, que si bien eran laxos en cuestiones religiosas no por ello habían abandonado sus viejos cultos. A Heliogábalo, le dio por rendir culto a su dios vestido suntuosamente y con bailes exóticos, lo cual no hubiese pasado a mayores si el emperador no lo hubiese dado por armar su numerito en frente del senado.

Heliogábalo se casó 5 veces, su esposa fue Julia Aquilia Severa (así se llamaba la pobre que se le va a hacer), quien era una vestal. Las vestales eran las mujeres que cuidaban del fuego que ardía permanentemente en honor de Vesta, la diosa del hogar. Las vestales romanas estaban obligadas a permanecer vírgenes hasta los 30 años, y el castigo para cualquiera de ellas que perdiera su virginidad, era el de ser enterrada viva.

Ya se imaginan el escándalo cuando el emperador eligió a una vestal como esposa, y por si fuese poco el matrimonio duró poco, pues Heliogábalo se aburrió y es que el emperador era bisexual. La actitud de los romanos ante la homosexualidad era ambigua, durante la república los romanos se referían a la homosexualidad como del pecado griego, pero en la época del imperio la sociedad era bastante más tolerante y no pocos emperadores la practicaron.

Locuras y excentricidades

Heliogábalo escandalizó innecesariamente a los más conservadores, cuentan que el emperador solía ir de incógnito a los prostíbulos y que incluso llegó a condicionar una habitación de su palacio para poder recibir a otros caballeros y cumplir sus fantasías. Heliogábalo llegó a ofrecer una fuerte suma de dinero al médico que pudiese convertirlo en mujer, en vistas de que no lo consiguió hubo de contentarse con una operación, no no se me asusten no se castró solo le practicaron la circuncisión, algo espeluznante para griegos y romanos, que consideraban eso una especie de mutilación y no me pregunten cómo le hizo para soportar aquello en una época en que no existía la anestesia.

Sus fantasías no tenían límites, organizaba orgias y disfrutaba de representar el papel de una mujer infiel que era descubierta y golpeada por el marido traicionado (imagínense ustedes lo que hubiese hecho heliogábalo con internet). Los banquetes de palacio eran opulentos y se servían platillos exóticos, como pasteles de lengua de pavo real o de ruiseñor. Heliogábalo se jactaba de nunca haber bebido más de 2 veces en un mismo vaso, el problema era un detallito y es que el emperador sólo bebía en vasos de oro y de plata.

Muerte

La guardia pretoriana, sus guardaespaldas, asesinaron al emperador a los 18 años. Lo asaltaron mientras estaba en el baño y lo asfixiaron con la esponja que usaban los romanos para limpiarse tras defecar (vayan a saber si el esponja estaba usada), la familia del emperador también fue asesinada hora después.

El senado romano condenó a Heliogábalo a la «Damnatio memoriae» el olvido de la memoria. Las autoridades lo borraron de los documentos públicos y de los edificios, tras muerte se inició una campaña de desprestigio.

Dion Casio y Herodiano son las principales fuentes para conocer su vida, aunque estos historiadores no son del todo imparciales.

Les cuento una última anécdota, en roma imperial la alta sociedad esparcía pétalos de rosa para aromatizar sus fiestas, Heliogábalo, organizó un banquete y para mostrar su poder hizo llover sobre los comensales tal cantidades pétalos que mató a los invitados.

Si te gusto, no olvides compartir y dejar un comentario, hasta la próxima

Leave a Comment